· 

Criar en tiempos de COVID-19

Estamos en casa sin poder salir de ella si no es por causa justificada y ésta es comprar alimentos, medicinas o trabajar.

 

También tu mascota puede salir a orinar pero no a pasear.

 

Tus criaturas no necesitan salir a orinar así que como no son sujetos directos de consumo, no pueden salir a nada y tampoco pueden quedarse solas.

 

Nuevamente quien acompañará a tus criaturas muy probablemente serás tú, mamá. Y también tendrás que limpiar tu hogar con ellas allí y también apañarte para tele-trabajar furtivamente en horas que te quites de sueño si es que tenías un trabajo fuera de casa y si éste te permite hacerlo. Si no, compagina heroicamente con tu pareja esta tarea.

 

Antes  las madres criaban en soledad con la calle disponible, ahora el aislamiento es por decreto ley.

 

Ahora, la creencia de que nuestras criaturas han de estar entretenidas pesa más sobre nuestros hombros que nunca.

 

¿Podremos ser madres que entretienen activamente, limpian en tiempos de virus, trabajan más en menos tiempo durante 15 días (mínimo) las 24 horas al día en soledad?

 

Mi intuición me lleva a pensar que no se sostiene. Especialmente porque no lo hemos hecho antes, porque creemos que hay un final concreto y porque tenemos tantas ganas de que funcione…

 

Desde luego, podemos ver esta situación excepcional como una grandísima oportunidad de estar con nuestra familia y de paso que se recoloque el medio ambiente a niveles preguerra como en China.

 

Pero cuidado con las expectativas y darlo todo en los primeros días de una carrera de fondo, toquemos tierra con objetivos.

 

1-  El sueño es importante. Sobre todo si acabas de tener un bebé, pero también si tu criatura tiene 7 años. Si tienes que renunciar a algo, que no sea a tu sueño. Prevenir empieza por dormir.

 

2-  Ventila tu casa y poneos al sol. Si ni siquiera tienes terraza para salir al aire libre, abre la ventana y permite que el sol os reconozca (cuando haya). Los animales lo harán instintivamente.

 

3-  Come variado. Hay tiempo de cocinar, de hacerlo con los peques y de pasarse rato comiendo juntos. Si eres una mamá lactante aquí te dejo este enlace: http://www.e-lactancia.org/breastfeeding/maternal-covid-19/synonym/

 

4-  Déjate guiar en el juego, acompaña. No hace falta tener muchos recursos ni ser quien proponga manualidades, vídeos, cuentacuentos, etc… permite que sea tu hija o hijo quien proponga y simplemente métete en el juego. Si no puedes participar del juego permite el espacio y el tiempo para que tus criaturas sí puedan jugar.

 

5-  Prepárate para la frustración. Dentro y fuera de casa las cosas pueden ir a ritmos distintos y ninguno ser el que tenías pensado. Identifica esa sensación mediante la autoobservación o a través de las reacciones de tus criaturas y compártela con otra persona adulta (teléfono, videoconferencia, mensajes…). También con otras emociones que sientas que no estás gestionando bien o que simplemente necesitas compartir.

 

6-  Las emociones de tus criaturas también estarán ahí. Sus frustraciones, su necesidad de quemar energía física que se traduce a veces en desborde de emoción o rabieta. Carreras, saltos, gritos, lloros, abrazos, besos. Estar.

 

7- Estar informadas en familia. Espero que pase la vorágine de mensajes, bulos y opiniones varias… pero si no selecciona, no te obsesiones, todo pasa. Tus criaturas también saben que algo pasa, no hace falta ser epidemióloga pero tampoco ser Roberto Benigni, tú las conoces, háblales.

 

8-  Lo estás haciendo genial. Haces aquello que crees que es lo mejor para tus criaturas, date un respiro, la situación es excepcional y no hay antecedentes. No estamos preparadas para esto y sin embargo ahí estamos, dando lo mejor de nosotras, todo lo que podemos, todo lo que tenemos para dar.

Enhorabuena y mucho ánimo, familias.

 

Psicóloga Perinatal desde Santander - Cantabria

Zuriñe Serradilla Hernáez

Psicóloga Perinatal Sanitaria CA-01104

+34 688 897794 (también Whatsapp)

psicologaperinatal@mayeutike.es